Minigolf construido a la entrada del polideportivo. / M. D. CRUZ

El polideportivo municipal estrena un minigolf en el lado norte

El minigolf se ha realizado en el lado norte del polideportivo, junto a la entrada principal, aprovechándose un espacio hasta ahora sin utilidad

P.D. Samino
P.D. SAMINO

El polideportivo municipal de Jaraíz de la Vera continúa mejorándose y, al mismo tiempo, ampliándose sus instalaciones. La última ha sido la construcción de un minigolf de 8 hoyos con distintas formas y trazados, cada uno con una dificultad u obstáculo diferente a lo largo del recorrido, cuyo césped es artificial.

El minigolf tiene una superficie total de 300 metros cuadrados y se ha realizado en el lado norte del polideportivo, junto a la entrada principal, aprovechándose un espacio que hasta ahora no tenía utilidad.

Para su acondicionamiento ha sido necesario alisar la superficie. Una vez excavada, limpia y compactada toda la base se ha encachado de piedra y pavimentado con distintos tratamientos según el uso de cada zona y dotado de los elementos de juego.

Hoyos antivandálicos

Los hoyos son antivandálicos de acero inoxidable, que se han colocado pegados en hueco de hormigón poroso con resina 'epoxi', con orificio en fondo para salida de agua. Consta, asimismo, de elementos limitadores y decorativos.

Por ejemplo, los bordes de hoyo se han hecho mediante la colocación de piedras de granito, al igual que los monolitos de dimensiones variadas, hincadas y apoyadas sobre una solera de hormigón.