La estación fija de la ITV creará alrededor de unos 20 puestos de trabajo

Ya dispone de licencia de obras para su construcción en el polígono industrial jaraiceño

Terrenos en los que se construirá la ITV. P.D.CRUZ.
INFRAESTRUCTURAS

Ha sido presentado por la empresa concesionaria Itvbasa, a la que ha adjudicado este proyecto la Consejería de Fomento, Vivienda, Ordenación del Territorio y Turismo, que la construirá en una parcela de unos diez mil metros cuadrados, situados en el polígono industrial jaraiceño. "Se trata de una inversión importante para nuestro municipio, que favorecerá la prestación de servicios al sector del automóvil y otros", destaca el alcalde, Bonifacio Sánchez Cruz.

Tres líneas y avances técnicos

Para la ejecución del proyecto, además, se contemplan la realización de distintas obras en el polígono industrial para disponer de un acceso adecuado a las instalaciones. La empresa concesionaria tiene previsto dotar a la estación de los últimos avances técnicos y de procedimientos de inspección para que sea ágil y de cara a prestar un servicio eficaz y con garantías para los usuarios.

"La empresa concesionaria -asegura el alcalde- se encargará de la realización, construcción y explotación, cuya puesta en funcionamiento se prevé a finales de este año para dar servicio a los vecinos de la localidad y pueblos limítrofes".

La ITV de Jaraíz dispondrá de tres líneas de inspección, dos de vehículos ligeros y otra universal, para toda clase, en la que también se podrán revisar las motocicletas, los agrícolas y autorizar las reformas para su legalización.

Puestos de trabajo

Entre inspectores, supervisores, ingenieros y administrativos se crearán alrededor de unos 20 puestos de trabajo. "Este servicio -recuerda Bonifacio Sánchez- fue solicitado por la alcaldía a la Consejería de Fomento. En este sentido, he de manifestar el agradecimiento por parte de esta alcaldía a que se haya tenido en cuenta la necesidad de dotar del mismo a nuestra localidad".

Acercar el servicio

Por su parte, la Consejería de Fomento ha informado que el objetivo principal del gobierno extremeño con la puesta en marcha de las ocho nuevas ITV ha sido el de acercar un servicio público a las comarcas que se encuentran alejadas de las actuales, lo que se traducirá en un considerable ahorro de tiempo y combustible para los ciudadanos, que ahora tienen que desplazarse en algunos casos centenares de kilómetros para pasar la inspección obligatoria de los vehículos.