Las Fiestas patronales se celebrarán del 31 de marzo al 8 de abril

Durante nueves días, en Jaraíz, todo girará alrededor de la Patrona

La Virgen del Salobrar, Patrona de Jaraíz. P. D. CRUZ.
VIRGEN DEL SALOBRAR

 Las fiestas en su honor, que darán comienzo el día 31 de marzo, congregan a  todos los jaraiceños, y  todos participan activamente en los cultos que tienen lugar a lo largo de nueve días. Es una fiesta que no decae. Al contrario, se ha potenciado en los últimos años. Todos los actos que se realizan son enteramente religiosos, incluida la romería, recuperada hace una docena de años, tras dos siglos sin celebrarse; desde que las tropas francesas destruyeron el santuario situado junto al río Tiétar, aunque ahora el sitio elegido para esta jornada de convivencia, al amparo de la Virgen, es la dehesa, junto a la encina milagrosa, por su vinculación con la Patrona jaraiceña.

Aunque se están introduciendo cambios, que están dando más realce a esta festividad, sin embargo los actos tradicionales se mantienen, impertérritos. Sorprende a los foráneos, que los jaraiceños paseen tantas veces a su Patrona durante los nueve días que dura la fiesta en su honor. Porque no son dos ni tres, sino ocho veces, una de ellas recorriendo, curiosamente, ocho kilómetros a pie, el día de la romería.  A todo ello hay que sumar el novenario, las misas, ofertorio y la ofrenda floral. Pese a todo, para los miles de devotos no hay empacho por tanto culto, sino todo lo contrario.

Y no lo hay, como ponen de manifiesto al adornar  las calles y plazas por las que discurren las procesiones, que lejos de acortarse su recorrido se ha aumentado, con el fin de que la Patrona  pase, sino por todos los barrios, por la mayoría. Todos los vecinos se unen y afanan en adornar lo mejor y más bellamente posible su calle. Arcos florales, estampas con la efigie de la Virgen del Salobrar, gallardetes y flores, son los elementos decorativos empleados con profusión.